Para MANUEL SOLANET, MAURICIO MACRI encontró una resistencia social muy dura y agresiva que lo obligó a retroceder

Manuel Solanet

El respetable Economista y Empresario definió así la situación por la cual el Gobierno no aceleró los cambios

 

El Ingeniero MANUEL A. SOLANET, es hoy el Director de Políticas Públicas de la Fundación Libertad y Progreso, luego de haber participado en importantes funciones estatales y actuado como Empresario, también en un alto nivel.

Asimismo ejerció la docencia y es Miembro Titular de muy respetables Academias, como también le fueron otorgados distinguidos premios por sus actividades.

Ha escrito obras sobre Economía, también sobre la Administración Pública, y hasta acerca de la Guerra de Malvinas.

Hoy responde a las preguntas que le formuló ENFOQUES POSITIVOS, de este modo:

P: Su doble experiencia, la de los ámbitos público y privado, lo califican inmejorablemente como para opinar acerca del crecimiento actual del Estado. ¿Ha habido en el Gobierno de Cambiemos una involuntaria omisión a las reglas que desaconsejan tal medida, o ha sido una deliberada medida política?:

R: “El Gobierno de Cambiemos ha sido consciente en todo momento del exceso de gasto público y de la necesidad de reducirlo. Prefirió iniciar esta tarea incrementando las tarifas de energía y transporte para reducir rápidamente los subsidios. Si lograba hacerlo hubiera cumplido con la meta de déficit fiscal que se había propuesto. Pero encontró una resistencia social muy dura y agresiva que lo obligó a retroceder. El criterio gradualista y el propósito excluyente de lograr un buen resultado en las elecciones legislativas de octubre, lo llevó a Macri a postergar la racionalización del aparato estatal y las reducciones de los planes sociales”.

P: Primero en Davos, y luego más claramente en las visitas de MAURICIO MACRI a España y Holanda, además de claros mensajes llegados desde otros Estados, todos prometiendo el pronto arribo de inversiones a la Argentina. Pasan los meses y es muy poco lo que se ve al respecto. ¿A qué fenómeno atribuye usted esa demora?

R: “Los inversores han valorado muy bien la salida del default, así como el retorno a los mercados financieros, la salida del cepo y las mejoras institucionales. Pero esperan la corrección de otros factores que crean cierta inseguridad para quienes piensan en plazos largos. Principalmente observan la elevada presión impositiva relacionada con la falta de corrección fiscal, y además los costos y riesgos laborales”.

P: Si en buena parte de la población de la Argentina se destaca su falta de apego a la ley, también en su sector empresarial son notorios los malos ejemplos de búsqueda de privilegios ante los Gobiernos de cualquier signo. ¿Cómo  podemos imaginar, dada también su experiencia como Docente, una campaña destinada a erradicar definitivamente esa cultura negativa?

R: “Llevará tiempo corregir esta cultura empresarial, alimentada durante más de siete décadas de intervencionismo, discrecionalidad y la consecuente corrupción. Los intereses empresarios están moldeados por una telaraña de regulaciones y protección y hay muchas empresas que no podrían subsistir en una economía desregulada y abierta.

Mancur Olson decía que en situaciones como ésta algunos países necesitaron un hecho traumático que destruyera la telaraña para así fijar nuevas reglas que permitieran ese cambio cultural. Se apoyó en los ejemplos de Alemania y Japón luego de su derrota en la Segunda Guerra Mundial. Más cerca tenemos el caso de Chile tras el gobierno destructivo de Salvador Allende. En alguna medida la hiperinflación argentina de 1989 hizo posible superar resistencias culturales a los cambios necesarios, por ejemplo las privatizaciones.

No debiera ser tan dramático el caso argentino actual. Tengo la esperanza que el cambio cultural de los empresarios se alcance por la vía de la reflexión y la prédica y no se necesite un nuevo acontecimiento grave”.

P: ¿Cómo imagina usted a la Argentina dentro de tan sólo 10 años, en su desarrollo económico e industrial, especialmente teniendo en cuenta el contexto regional, y en particular el de Brasil tras su reciente conmoción política y judicial?:

R: “Imaginar a diez años es un ejercicio ilusorio en un país tan cambiante como la Argentina. También lo es en Brasil donde parece haber un progreso muy interesante luego de la caída de Dilma Rouseff y el PT. Sin embargo también en Brasil nada se puede proyectar mientras no se dilucide la situación del actual presidente acusado de actos de corrupción.

Lo que deseamos para la Argentina es el cambio cultural del que estamos hablando. Ello haría posible la tan necesaria disciplina fiscal, el respeto a la propiedad, la apertura de la economía, la desregulación, la reforma laboral, la inversión, la competitividad y el crecimiento”.

 

FUENTE: ENFOQUES POSITIVOS

3 Comments en "Para MANUEL SOLANET, MAURICIO MACRI encontró una resistencia social muy dura y agresiva que lo obligó a retroceder"

  1. Respuestas justas, medidas y sensatas. Me gusta

  2. Hay opiniones variadas hoy entre los economistas pero con lo que me encuentro mas frecuentemente es con críticas preocupantes sobre como va llevando Macri la econocmía

  3. MARTÍN ASCASUBI | 2 Mayo, 2017 at 11:00 am |

    Hoy pensaba que por más medidas económicas que tome Macri si sigue queriendo ser peronista como lo ha mostrado en los actos que hizo el 1 de Mayo, de nada va a servir y además falsea todo lo prometido con el nombre que presentó en las elecciones, el de “Cambiemos”. Cambiemos qué?

Comments are closed.