La privilegiada memoria de GUILLERMO TISCORNIA y los antecedentes de ALBERTO FERNÁNDEZ

Se trata del Juez Federal que perdió su trabajo por investigar al kirchnerismo

La historia como Magistrado que padeció el doctor GUILLERMO TISCORNIA, es muy conocida por muchos argentinos que vieron, hace aproximadamente 10 años, como la por entonces Presidente CRISTINA KIRCHNER usaba una cadena oficial para descalificar al por entonces Juez argentino, porque éste había “osado” intervenir en una investigación donde uno de sus Ministros –que hoy recuperó su rango pero en la Provincia de Buenos Aires-, era llamada a presentarse a su Juzgado.

El tiempo pasó y TISCORNIA siguiendo, y no con poca paciencia, el largo y lento camino de la Justicia, obtuvo finalmente su reconocimiento y Dios mediante en poco tiempo más, será la reinstalación en su Juzgado, luego de, obviamente, ser despedido a través de la presión ejercida por la Presidente, ante sus Funcionarios serviciales.
El Juez TISCORNIA recuerda muchos hechos sucedidos por entonces, y durante el tiempo que transcurrió hasta nuestros días, por lo que ENFOQUES POSITIVOS le formula las siguientes preguntas:

El Portal le pide conocer lo que usted recuerde de cargos y actitudes mantenidos durante los años del kirchnerismo, por el nuevo Presidente de la Argentina, ALBERTO FERNÁNDEZ:

“El doctor Alberto Fernández gestionó la Superintendencia de Seguros de la Nación, bajo la égida del ex Super Ministro de Economía doctor Domingo F. Cavallo en los tiempos de la convertibilidad (años noventa). Y se recuerda que en simultáneo los señores Aldo y Mario Dadone gestionaban en el Banco de la Nación Argentina habiendo sido actores centrales en el escándalo de corrupción recordado como el caso IBM Banco Nación, referido al pago de sobornos a partir de sobreprecios en la contratación de un software obsoleto para la época”.

Lo mismo refiere respecto del Licenciado Ricardo Cossio en aquel tiempo a cargo de la Dirección General Impositiva; se recuerda similar escándalo de corrupción (caso IMB DGI); el entonces juez federal Adolfo Bagnasco logró repatriar desde Suiza una parte del dinero pagado por la multinacional en concepto de tales sobornos.

En simultáneo el Licenciado Gustavo A. Parino vaciaba la administración aduanera convirtiéndola en un colador al instalar el controversial sistema informático Maria; se recuerda que el Fiscal General doctor Raúl Plee detectó la fuga al circuito del contrabando de casi 38.000 destinaciones aduaneras de tránsito. Y el doctor Alberto Fernández luego cobró protagonismo bajo la gestión del Presidente Néstor Kirchner a partir del 25 de mayo del año 2003.

Como dato saliente se recuerda que desde la Jefatura de Gabinete de Ministros, junto con el doctor Arguello, no escatimó esfuerzos para intentar boicotear la fuente de financiamiento a partir de la cual el Estado uruguayo logró concretar una de las inversiones más importantes de su historia.
Me refiero a la planta de celulosa –Botnia- instalada en la localidad de Fray Bentos, Uruguay; así el entonces Presidente Kirchner se dedicó a agraviar e insultar a su par Tabaré Vázquez generando una innecesaria tensión diplomática entre ambos países vecinos.

El diferendo fue laudado por la Corte Internacional –La Haya- la cual le dio justa razón a la posición uruguaya por cuanto se hubo acreditado que la puesta en marcha de la pastera en cuestión no arrojaba ningún riesgo contaminante.

Pero hay más: Corriendo el mes de diciembre del año 2003 desde la Jefatura de Gabinete de Ministros se estimuló al Secretario Parlamentario Mario Pontaquarto para que acompañado de la fuerte caja de resonancia, señalara con probadas falsas imputaciones al ex Presidente doctor Fernando de la Rúa y a un catálogo de Senadores Nacionales (“La operación política”, Fernando de la Rúa); la referencia lo era al caso recordado como los sobornos en el Senado (La Banelco).

El estrépito mediático alcanzado con dicha caja de resonancia sería capitalizado por el doctor Kirchner para mostrarse como una suerte de adalid en la “lucha contra la corrupción”.
Y sucedió que cuando llegó la hora de la verdad, el señor Mario Pontaquarto se quedó totalmente desnudo; así ocurrió ante los magistrados federales doctores Miguel Pons, Guillermo Gordo y Gerardo Larrembere, y el caso terminó siendo absuelto en todas las instancias”.

Como es sabido que la actividad de FERNÁNDEZ ha estado ligada a personajes muy especiales de esa parte de la historia de la Argentina, también sería interesante conocer algunas identidades más de los mismos, y especialmente si de entre ellos han debido pasar pasar por la Justicia, y bajo cuáles condiciones …

“El actual Presidente convalidó un linchamiento político-mediático sobre la Corte Federal argentina, avalando la metodología de colonización que desarrolló el doctor Kirchner cuando además metió mano en el Consejo de la Magistratura alterando su composición, y por ende al quebrar el equilibrio en la representación multisectorial del controvertido organismo.
Y como nota de color, vale recordar un episodio puntual: “Doctor Mosca, buenas tardes; lo saluda el doctor Alberto Fernández; lo llamo para felicitarlo ya que el Consejo de la Magistratura ha sacado a una manzana podrida de la Justicia” (jueves 9 de agosto del año 2007).

La dedicatoria tenía a quien suscribe como especial destinatario; desde luego que el transcurso del tiempo se encargaría de desmentir categóricamente al doctor Alberto Fernández.
Así la Corte Federal argentina el día 9 de diciembre del año 2015, con la rúbrica del fallecido Ministro doctor Carlos Fayt, consolidaba un auto de sobreseimiento en mi respecto dejando expresamente a salvo mi buen nombre y honor.

Por otro distinto andarivel la Comisión Americana de Derechos Humanos también desmentía al mismo doctor Alberto Fernández el día 4 de mayo del año 2018 cuando se aprobó el informe de admisibilidad n°34/18 poniendo además en crisis la fraudulenta actividad desarrollada en mi respecto tanto por el Consejo de la Magistratura como por el Jurado de Enjuiciamiento. Desde aquí vaya este ejercicio de memoria para el seguro desagrado del señor Presidente de la Nación Argentina, doctor Alberto Fernández”.

Ya introduciéndonos en la actualidad, sería válido aprovechar sus conocimientos referidos a la Justicia, acerca de los cambios que se avecinan en el fuero Federal. ¿Por lo poco que aún se conoce, cuál es la tendencia que puede observarse?, ¿Hay acaso movimientos que puedan apuntar a una mayor independencia de la Justicia?:

“La incomprensión del presente nace fatalmente de la ignorancia del pasado” (Marc Bloch); todas las gestiones gubernamentales peronistas desarrollaron metodologías de todo tipo y color en pos de la colonización de los fueros judiciales estratégicos; así el doctor Menem hizo dos movimientos claros; el primero diseñar la Cámara Federal de Casación Penal y allí el entonces Ministro doctor Carlos Corach tachó la nómina de juristas que el entonces Ministro de Justicia doctor León C. Arslanián le había sugerido al doctor Menem y puso en su reemplazo su propia lista de candidatos; privó el mayor peso político del doctor Corach y el doctor Arslanián renunció al cargo.

El segundo movimiento institucional del doctor Menem fue cooptar ideológica y doctrinariamente a la Corte Federal cuando aumentó la composición del Alto Tribunal de cinco a nueve miembros dándose lugar a la recordada “mayoría automática”; y como otra nota de color, se destaca la renuncia inmediata del Ministro doctor Baqué en clara señal de disconformidad con dicha decisión política.

El Presidente Kirchner a partir del mes de mayo del año 2003 arrasó con un linchamiento político-mediático con casi toda la composición de dicha Corte Federal; y luego la pobló con magistrados ideológica y doctrinariamente adictos a las políticas públicas que trazó en aquellos años; logró la salida de los doctores Nazareno, López y Vázquez quienes rápidamente optaron por renunciar; los doctores Moliné O Connor y Boggiano fueron destituidos y hoy tienen sus respectivos reclamos abiertos ante la instancia internacional.

Las credenciales que ofrece el peronismo en términos de transparencia institucional no permiten abrigar muchas esperanzas en pos de un Poder Judicial genuinamente independendiente”.

Por caso, no me imagino a los doctores Julio M. Sanguinetti, Luis Alberto Lacalle Herrera, Jorge Batlle o por caso al doctor Tabaré Vázquez generando en el Uruguay semejante tipo de metodologías sobre el Poder Judicial uruguayo”.

Finalmente, y agradeciendo su generosidad por el tiempo concedido, ENFOQUES POSITIVOS le hace saber que no son pocos sus lectores que preguntan cuándo se lo reincorporará a usted en el cargo de Juez Federal, del cual fue desplazado por el kirchnerismo, para ocultar un grave delito cuya comisión se le atribuye a ese sector político:

“Los casos de los doctores Boggiano, Moliné O Connor, Luis Leiva, y Mirta Torres Nieto, están en lista de espera antes que el mío en la instancia internacional; es cuestión de paciencia y yo cuento con diploma de abogado, no dispongo de credenciales de adivino.
Muchas gracias por las inquietudes planteadas”.

2 Comments on "La privilegiada memoria de GUILLERMO TISCORNIA y los antecedentes de ALBERTO FERNÁNDEZ"

  1. Lorenzo Hernández | 20 diciembre, 2019 at 4:10 pm |

    Todo lo que se diga de estos pobres tipos de cuarta parece no alterar a nadie y mucho menos a los jueces que se dejaron tocar el traste por la ex presidenta sin chistar

  2. Mariano Valle | 21 diciembre, 2019 at 11:02 am |

    Cómo quedaron los jueces que se dejaron patotear por Cristina ante sus pares? En ese ambiente hay cuestionamientos o todos son iguales de cagones? Cuál es el ejemplo que les dan esos viejos atornillados a los sillones a los más jóvenes?

Comments are closed.