“La presión internacional sobre Rusia es fundamental para terminar este conflicto innecesario”

Embajador de Ucrania, Yurii Diudin

YURII DIUDIN, Embajador de Ucrania en la Argentina, en entrevista con ENFOQUES POSITIVOS

Con motivo del aniversario de la independencia de su país, el Embajador destacó la vocación europea del mismo

Por MERCEDES COLOMBRES *

YURII DIUDIN es además, el representante diplomático de Ucrania, en Uruguay, Paraguay y Chile. Una importante responsabilidad que abarca buena parte de nuestra región.

Hace poco más de un mes, Ucrania celebró el 26º aniversario de su independencia. Paradojas de la historia, cuando esta Nación que supo fundar el primer Estado eslavo “Rus de Kyiev” en el siglo IX, tuvo que esperar 11 siglos para ser un Estado formal, lo que se concretó el 24 de agosto de 1991. Con motivo de este aniversario, la donación de la Biblioteca Ucraniana a la Biblioteca Nacional, y para analizar la situación del país y la relación con la Argentina, entrevistamos a YURII DIUDIN:

¿Qué reflexión le provoca el 26° aniversario de la independencia de su país, y cuáles son los logros y desafíos pendientes de este camino?

“La primera reflexión es que Ucrania ya tiene 2000 años como Nación y apenas 26 años como Estado, lo cual es una gran paradoja. Hemos estado dominados por siglos por otros pueblos. Recién hace 26 años llegamos a conquistar la anhelada independencia. A la hora de hablar de los logros, el primero que diría es que pudimos consolidar nuestra vocación como país europeo. Ucrania siempre fue un país muy europeo, ubicado en el centro del continente, pero lamentablemente los 70 años de dominio soviético quisieron desviarnos. Ahora por fortuna retomamos el camino europeo que siempre fue nuestra vocación original.

En segundo lugar, destacaría que, desde Febrero de 2014, a raíz de lo que sucedió, hemos empezado las reformas para orientar nuestra Nación al camino europeo y terminar de romper con el legado post soviético. Entre estas reformas se pueden citar la educativa, la fiscal-tributaria, y la del sistema judicial.

El tercer logro, y a la vez un gran desafío, es la lucha anticorrupción, ya que la corrupción era algo tremendo en la época soviética. Hoy estamos avanzando en su combate, habiendo creado la Oficina Anticorrupción; la Fiscalía Anticorrupción, y un sistema de declaración online de patrimonio que permite consultar el patrimonio de los funcionarios desde cualquier lugar las 24 horas. Esto fue una exigencia de la UE, dentro de un paquete de 144 reformas que nos pide el bloque.

Finalmente, otro avance logrado es que en 2017 obtuvimos la entrada sin visa a los 30 países del bloque por 90 días. Nosotros queremos ser miembros de la UE, pero más que eso, queremos alcanzar para nuestros habitantes un estándar de vida similar al que tienen los ciudadanos europeos. Hay que hacer muchas tareas a nivel interno para llegar a eso. Una vez que alcancemos eso, probablemente se haga un referéndum viendo si nuestros ciudadanos quieren ser parte integrante del bloque. Pero creo que a la larga, la meta del país es ser parte de Europa”.

¿Cree que la presión internacional podrá ayudar a la reunificación de su territorio, después de lo sucedido con Crimea (Rusia anexionó Crimea a principios de 2014)?

“Claro, la presión internacional sobre Rusia es fundamental, es lo que puede terminar con esta guerra innecesaria. No vemos la solución militar como una salida, para nosotros la vía es pacífica. En este contexto, la presión internacional, que se traduce por ejemplo en las sanciones que ya aplicaron a Rusia muchos países, va a seguir en aumento y no va a parar hasta que Rusia retire sus tropas y nos devuelva Crimea. Pero nosotros claramente queremos volver al sendero de las negociaciones”.

¿Hay intercambio comercial/cultural fluido entre Ucrania y la Argentina?; ¿De qué modo?

“Hay un intercambio y hay mucho potencial para aumentarlo. Tradicionalmente hemos intercambiado insumos, materias primas, pescado congelado, elementos para la siderurgia. Hoy apuntamos a venderles con más valor agregado. Eso es a lo que apuntamos. Creo que ambos países estamos alineados en querer aumentar los niveles de intercambio en cantidad y calidad de los productos. Tenemos muchas áreas de interés donde nos interesan los productos de la Argentina, como ganadería, agricultura, la tecnología de la siembra directa, los silo-bolsa. Todos estos productos y su know-how asociado nos interesan mucho. Por nuestra parte tenemos muy desarrollada la industria aeronáutica y aeroespacial, y podemos aportarles mucho desde ahí. También en tecnología nuclear. Diría que somos países muy complementarios en cuando a lo que podemos intercambiar.

A nivel educativo, además, hay un gran terreno por desarrollar. Hay unos 400.000 descendientes de ucranianos acá y muchos de sus descendientes tienen interés en estudiar en la patria de sus antepasados como parte de algún intercambio. Y hay muchos chicos de Ucrania que quieren estudiar acá. Nosotros estamos trabajando para facilitar el contacto entre universidades de ambos países para aumentar estos intercambios”.

A principios del siglo XX, la Argentina, Ucrania y Rumania compartían el mote de “Granero del Mundo”. En los últimos 30 años la Argentina recuperó su perfil agroexportador. ¿Ucrania lo sigue teniendo?

“Ucrania se ha industrializado mucho pero mantiene fuerte la tradición agrícola. Tiene una de las mejores tierras del mundo. Somos grandes exportadores y productores a nivel mundial de girasol (los primeros), maíz (los terceros), miel. Incluso la soja creció mucho. Seguimos siendo grandes proveedores de alimentos”.

¿Si un inversor argentino fuera a su país, a qué sectores debería apuntar para invertir?

“Estamos transformándonos en un país más moderno y tecnológico, que quiere ser punta en el sector de servicios. Hay grandes oportunidades en e-commerce, telecomunicaciones, nanotecnología, servicios financieros. La pata de los servicios hoteleros y turísticos, especialmente el turismo verde, también creció pero tiene mucho espacio para desarrollarse, hay una gran oportunidad”.

¿Continúa fuerte la tradición y la presencia ucraniana en el país?

“Se cumplieron 120 años de la llegada de los primeros colonos en 1897 a Apóstoles, en Misiones. De las 4 olas migratorias, hoy tenemos 400.000 descendientes de ucranianos, repartidos entre Misiones, Chaco y la provincia de Buenos Aires. Lo que admiro es que hablamos de descendientes de ucranianos de cuarta o tercera generación, que sin embargo mantienen muy fuertes las tradiciones, la comida y los festejos típicos de nuestro país. De hecho algo curioso es que entre 1921 y 1991, los ucranianos no se llamaban rusos o soviéticos, ellos insistían siempre en que eran ucranianos aunque nuestro país no existía como Estado. Hasta había un stand de Ucrania en la Feria del Libro hace 30 años, es decir, el stand de Ucrania en su feria es más antiguo que la independencia del país! Nuestro pueblo siempre lucho por la causa ucraniana y los colonos argentinos no fueron la excepción. Por eso cuando se proclamó la independencia, los festejos acá fueron enormes, porque era un sueño que tenían ya los antepasados, hace siglos.

¿A raíz de qué tipo de circunstancia es que se produce la donación de la biblioteca ucraniana a nuestra Biblioteca Nacional, y cuáles autores podemos encontrar?

“Alberto Manguel, el director de la Biblioteca, leyó que Rusia había clausurado la biblioteca ucraniana en Moscú. Entonces nos propuso, como inquietud propia, abrir una biblioteca ucraniana acá en acto de reparación por esa biblioteca cerrada. Así, con ayuda de la organización Prosvita apoyamos y participamos en el armado de la biblioteca. Muchos libros ya eran del patrimonio de la institución y otros fueron donados por Prosvita. Ahora se está en el proceso de catalogar todo y después de que salió la noticia muchas organizaciones ucranianas locales se ofrecieron a acercar más donaciones. Allí se pueden encontrar libros de Taras Schevchenko (1814-1861) y mucho material de la Hambruna de 1932-33, una tragedia enorme que asoló al pueblo ucraniano, uno de los peores genocidios del silo XX. Manguel tuvo una actitud muy generosa con nosotros en este tema”.

Por último, ¿Cuáles 5 lugares le recomendaría a un argentino que quiera visitar Ucrania y no tiene información del país?

“Primero Kyiv, la capital, que tiene 5000 años de historia y fue capital del primer Estado eslavo entre los siglos X y XIII. Su catedral, Santa Sofía, mantiene arte del siglo XI, un patrimonio valiosísimo. Otro punto es Lviv o Lemberg, en el borde de Ucrania y Polonia, antigua capital de Galitzia, una ciudad bellísima de arquitectura europea con un touch ucraniano. En tercer lugar hay que visitar Odesa, al sur, una localidad veraniega muy alegre. Otro punto no tan conocido es Zaporizhia, una antigua ciudad cosaca donde hay vestigios de esa cultura, en una isla que hay en la ciudad. Dicen que una de las primeras constituciones del mundo con elementos democráticos fue la de los cosacos, ya que tenían por ejemplo la elección del líder por el voto popular. Y finalmente, no ahora, pero cuando tengamos éxito en lograr la paz no se puede dejar de visitar la Península de Crimea, la llamada “joya de la corona de los zares”. Ahora fue anexionada por Rusia pero algún día la recuperaremos. Es una península lindísima, con palacios impresionantes y una vista preciosa del mar”.

El Embajador: BIO

Yurii Diudin nació el 24 de agosto de 1962, en Kyiv, Ucrania. Es licenciado en Filología Romano-Germánica. Habla inglés, español, portugués y francés. Desempeñó cargos diplomáticos en Brasil, Ucrania, Lisboa y desde 2013 es Embajador Extraordinario y Plenipotenciario de Ucrania en la República Argentina

Perlitas para recuadros de color

*Tierra de Oro: Cuando los alemanes invadieron Ucrania en la II Guerra, se llevaban tierra en vagones para su país. Las tierras negras ucranianas son consideradas de las más fértiles del mundo, junto a las de la Pampa Húmeda.

*Feria del Libro: Ucrania tiene un stand en la Feria del Libro de Buenos Aires desde hace 30 años, mucho antes de la declaración oficial de la independencia nacional.

*Monumento: El Parque Tres de Febrero tiene un monumento en honor a Taras Shevchenko, poeta conocido como el “bardo de la libertad” de Ucrania. Se inauguró en 1971, donado por la comunidad ucraniana de la Argentina, con motivo de cumplirse dos años antes los 75 años de la llegada del primer contingente de Ucrania al país. El monumento dice: “Este monumento a Taras Shevchenko, poeta máximo de Ucrania, incansable defensor de la libertad de su Patria y de todos los pueblos oprimidos, fue inaugurado el 5 de diciembre de 1971. Los nombrados dedicaron este monumento a la noble Nación Argentina. Lo hacen en prueba a su unánime y profunda gratitud por el cordial acogimiento que les han brindado en esta tierra. En ella los ucranianos y sus descendientes han encontrado y encuentran no solo paz y trabajo y bienestar, sino también las preciosas libertades democráticas por las cuales tanto luchó el heroico bardo de Ucrania”

*Campeones de fútbol: La Selección Ucraniana de Fùtbol Paralímpico se consagró campeona mundial de esta disciplina en el Mundial celebrado en el país hace pocas semanas, imponiéndose en la final sobre el equipo iraní”.

* Periodista y Jefe de Prensa de la Fundación “Libertad & Progreso”

1 Comment on "“La presión internacional sobre Rusia es fundamental para terminar este conflicto innecesario”"

  1. Amadeo Sempra | 4 octubre, 2017 at 4:22 pm |

    Ahora se lo ve a Putin como el “Salvador del mundo” queriendo mostrar protagonismo en el fin de algunos conflictos internacionales y ocupándose de cuestiones “políticamente correctas” cuando en realidad lo que persigue es su gloria personal y según los dicen no pocos medios europeos, también su fortuna

Comments are closed.