La bipolaridad argentina al mango. Los miedos que ahora están más justificados que nunca, y tienen responsables

Esta imagen representa un momento muy importante para el actual Gobierno. Hubo otras cálidas recepciones, pero en la de Holanda, con lo importante que es ese país, hay además un fuerte interés personal de la Reina en ayudar …

Es fácil criticar al Gobierno desde el llano, pero hay que convenir que hubo errores absolutamente previsibles y evitables

 

¿Se acordará el lector de la vez en la que MAURICIO MACRI dijo muy suelto de cuerpo que a la Argentina no le convenía para su prestigio internacional, que una ex Presidente fuera a prisión …?.

¿Y se acordarán además, los lectores del Portal de las expresiones “desesperadas” publicadas en las notas de este Portal, manifestadas en esa ocasión …?.

Es que cualquier ciudadano, con dos dedos de frente, puede haber entendido a lo dicho por el Presidente, como un claro mensaje de apoyo y respaldo a los jueces quienes ya de por sí, y por razones fácilmente imaginables, estaban trabajando en esa tarea de “salvar a la Argentina de semejante desprestigio”.

Jugó con fuego el Gobierno, y sin tener el dominio que sobre el mismo puede tener un bombero, ni tampoco la vocación de serlo, aparentemente.

Hoy, y desde el Martes último, muchos abrieron sus ojos y comenzaron a hacer tristes elucubraciones. Con fundamentos más claros, es cierto, pero también con exageraciones propias de los cíclicos vaivenes anímicos de los argentinos. La situación ya era muy grave desde antes del Martes 20. No se necesitaba que una importante calificadora considerara a la Argentina de modo distinto a como en el país venían, aunque ya bastante tímidamente, exponiéndolo las principales figuras del Gobierno.

Ni tampoco requería manifestarse lo visto el último Martes, en el Estadio de Arsenales, en la localidad de Sarandí, cuando allí se logró juntar una cantidad medianamente importante de supuestos votantes del peronismo, especialmente cuando se pagaron 2.000 pesos por cada ómnibus, más 500 pesos a cada asistente, más una vianda a cada uno de ellos, lo que nada mal venía en estos tiempos. Es de esperar un resultado así, a ese tipo de convocatoria pública. Algo normal y previsible, como también lo es que haya muchos, muchos argentinos que por resentimiento, odio, ignorancia o conveniencia personal, voten por algo que tenga que ver con el anterior Gobierno.

En cuanto a las tantas promesas y expectativas que la Argentina recibió, hasta los primeros meses del corriente año, las mismas lograron también contagiar a este Medio, oportunamente. Fue en el mejor momento de las tan cálidas recepciones que tuvo MAURICIO MACRI en el exterior, acompañada automáticamente de muy importantes promesas de ayuda. El Portal logró entusiasmarse, aunque sólo lo hizo muy tibiamente, ante situaciones de ayuda que ya parecían inminentes. Pero no, no se dieron, y probablemente haya que esperar mucho todavía, aún suponiendo que el oficialismo gane impecablemente en Octubre.

El porqué de ese énfasis que se puso de manifiesto de parte de importantes naciones del mundo (España, Holanda, Alemania, Estados Unidos, por nombrar sólo algunas) con relación al cambio de política de la Argentina, será tema para otro comentario. Lo cierto es que se manifestó, pero habrían sido determinados sucesos a nivel político y económico locales, los culpables de que se fuera alterando el nombrado atractivo fenómeno externo, sobre los cuales el Portal ampliará debidamente la información en próximas ediciones. Deberán conocerse acabadamente esas razones, y será importante definirlas acertadamente, para que no vuelvan a repetirse.

Sin embargo, pese a lo descripto, con la cabeza fría, habría que enfrentar la situación. Con la clara intención de revertirla. Mucho de lo sucedido fue previsible, y evitable.

No olvidar lo que el Portal advirtió a su tiempo y contundentemente, en ocasión de aquella concentración conocida como #1A, aclarando que la misma no fue enteramente de apoyo al Gobierno macrista sino en importante proporción un rejunte de quienes sí lo habían votado y se encontraban en una encerrona porque pese a su disconformismo no tenían a la vista ningún otro referente para apoyar en las elecciones de Octubre próximo. Fue una manera de querer expresarle esa idea al oficialismo. La de que los votos por sí mismo no valen tanto, no alcanzan para lograr un clima de paz y seguridad, que sirvan de plataforma para el desarrollo y crecimiento. El apoyo del pueblo en general se requiere permanentemente. Si no es así, el desánimo, acompañado de las costosas campañas de prensa que organiza el kirchnerismo, harán desastres –ya lo están haciendo-, y pueden terminar si no derribando, al menos desestabilizando al Gobierno.

No ha de ser el caso ahora, se supone, nadie imagina a un MACRI escapándose de la Casa Rosada en helicóptero, tal como lo soñaría desde el mismo Papa hasta toda la mafia K, pasando por los totalitarismos de izquierda de la región, y del mundo todo.

Para finalizar, sólo una rápida mención a un hecho sobre el que el Portal reflexiona más a fondo en la columna “CORTITAS” de esta misma Edición: Preocupa en los sectores del Gobierno más comprometidos con la imagen de transparencia que allí quiere mostrarse, la verdadera situación del Jefe de la AFI, la Agencia Federal de Inteligencia, GUSTAVO ARRIBAS, en su relación con operadores del caso ODEBRECHT. Podrían complicársele a MAURICIO MACRI todos los enormes esfuerzos que está haciendo para limpiar la imagen de su amigo, pese a las recientes resoluciones favorables, de parte de la Justicia. Es un punto vulnerable, por cierto y puede llegar a reinstalarse en cualquier momento, en la tapa de los Diarios …

4 Comments on "La bipolaridad argentina al mango. Los miedos que ahora están más justificados que nunca, y tienen responsables"

  1. Eduardo Pastor | 25 junio, 2017 at 5:44 pm |

    Lo que dice la nota para mi no es novedad porque lo intuí y porque se veían importantes errores producto de incorporar al gobierno personas sin trayectoria en un terreno tan duro como lo es el de la política

  2. Silvina Andonaegui | 25 junio, 2017 at 6:03 pm |

    Yo no le tengo tanto miedo al resultado de las elecciones tan solo por lo que pudo verse en la cancha de futbol. Eso no me basta para crearme intranquilidad

  3. RUBEN NEGRITTI | 25 junio, 2017 at 6:51 pm |

    OJO CON EL TEMA DE ARRIBAS SE TIENEN QUE CUIDAR COMO DE HACERSE ENCIMA EN LA CAMA PORQUE SI NO EN LA CAMPAÑA QUEDARÁN AL IGUAL NIVEL QUE LOS K

  4. Diego Yantorno | 25 junio, 2017 at 11:03 pm |

    Me gustó lo de bipolaridad porque es lo que veo desde que soy joven y ya tengo casi 80 años y siempre fue asi y también es cierto que los ciclos de bienestar y de crisis en el país duran más o menos 7 años

Comments are closed.