El ex Presidente del Uruguay JULIO MARÍA SANGUINETTI y una definición para el Portal, difícil de superar

El ex Presidente uruguayo entrevistado

Se refiere a los Gobiernos populistas. Del estilo de otra definición dada por MARGARET THATCHER en los ochenta

Claro y preciso al señalar, y fiel a su estilo, el ex Presidente JULIO MARÍA SANGUINETTI -“El Presidente”, como se lo sigue llamando en su país-, el peligro que representan los Gobiernos populistas. Una definición, tal como lo indica el título de esta nota, que ha de ser difícil de superar, por su precisión y síntesis.

En la Argentina de hoy sus ciudadanos muestran preocupación ante la posibilidad de que un nuevo Gobierno de raíz populista, tal como fueron los K en los últimos años, se reinstale en el país. Algo que sufren todavía los venezolanos, y ecuatorianos por mencionar dos ejemplos de la región, y otros más en todo el mundo. No son tampoco los únicos en la vecindad, los nombrados, porque además están en ella los Gobiernos que siendo populistas ejercen un violento irrespeto hacia los Derechos Humanos, dentro de su totalitarismo. Pero aún con ese sistema de fuerte poder, se las ingenian para utilizar el clientelismo y convencer a sus seguidores que disfrutan un paraíso pleno de garantías y libertades. Y, por lo visto, hay quienes les creen, a caballo de la pobreza, la ignorancia, y la violencia.

Antes de ir a la transcripción de las respuestas obtenidas por el Portal, de parte del doctor SANGUINETTI, vale la pena destacar que la que éste brindó a la primera de las preguntas, hizo recordar lo expresado, allá por los años ochenta, por quien fuera entonces la Primer Ministro del Reino Unido, al referirse a los Gobiernos de raíz socialista: “Los Gobiernos socialistas fracasan cuando se les termina el dinero …, de los demás”.

El entrevistado de hoy supera esa definición, por ocuparse su respuesta de algo más amplio que un simple –aunque nefasto y peligroso-, Gobierno socialista.

He aquí lo que respondió el entrevistado:

Presidente: ¿Podríamos creer que en pocos años más, y después de las tristes experiencias de Venezuela y la Argentina, el tema de los regímenes populistas será algo que sólo tratarán los historiadores, y en todo caso, algunos pocos “nostálgicos” …?:

“ De ninguna manera. El populismo es una recurrente enfermedad, que nunca termina de curarse del todo. Posee además una trampa diabólica: normalmente se consolida en un momento de expansión de los mercados internacionales, como ha ocurrido ahora, en la gran bonanza de 2003 a 2012; luego –cuando cambia el viento- pierde electoralmente, pero se instala en la nostalgia del buen tiempo generoso. Mientras el gobierno serio que le sucede, paga sus deudas y tiene que restringirse con rigor, el populismo, desde la oposición recuerda los buenos tiempos en que todo era “sí”, al amparo de la bonanza dilapidada. De modo que no estamos inmunizados, ni mucho menos. Basta ver a Cristina Kirchner viva y coleando”.

Usted ha sido siempre un defensor de la educación, otorgándole una importancia muy alta. ¿Cree que en nuestra región, tanto a nivel político o social, se está asumiendo debidamente el alto valor que la misma posee?: 

“Se ha ganando en conciencia del problema pero las respuestas son muy poco eficaces. Los gremios de docentes son muy conservadores, resisten el cambio, no aceptan evaluaciones ni métodos nuevos. En Uruguay se invirtió más que nunca y los resultados retrocedieron. El gobierno no logró avanzar, al punto que los funcionarios nuevos que había designado el Presidente Vázquez para intentar una reforma, no duraron tres meses”.

Los estudiosos del imperio chino, observan que hay un gran crecimiento de las relaciones comerciales entre este y países americanos, que pueden derivar a mediano plazo, en una dependencia de tipo político, de modo importante. ¿Así lo cree usted también?: 

“No veo dependencia política. No se advierte en China un intento como fue el soviético, en su tiempo, de expandir su influencia ideológica. Los partidos comunistas que sobreviven no responden a China. Otras fuerzas de izquierda radical actúan por su cuenta. No se ha comprobado financiación china detrás de esos movimientos. Da la impresión que, inteligentemente, China se expande comercialmente, empuja con su incontenible exportación, que es lo que le importa para su propio desarrollo, y no se deja arrastrar por el mesianismo de proyectar su propio modelo habida cuenta de que ellos mismos se han auto-cuestionado sobre su desarrollo. Ellos siguen con un sistema político de partido único, pero economía capitalista, y sienten que lo suyo está aún en evolución”.

 

6 Comments on "El ex Presidente del Uruguay JULIO MARÍA SANGUINETTI y una definición para el Portal, difícil de superar"

  1. Un señorazo es Sanguinetti y lo queremos mucho en Uruguay siempre tan atento. Si alguien quiere saber sobre la conducta y la moral de otra persona que pregunte en el vecindario

  2. Higinio Fuentes | 9 julio, 2017 at 5:45 pm |

    La Argentina hubiese necesitado a un estadista de este nivel. Sanguinetti es un hombre reconocido y respetado en todo el mjundo y hasta en los países europeos de mas importancia hoy es recibido como lo que es un verdadero estadista

  3. MARTÍN ASCASUBI | 9 julio, 2017 at 6:38 pm |

    Sanguinetti cuenta muchas anécdotas divertidas de su carrera política. Estuve en una reunión en la que pude escuchar algunas y a la vez que son graciosas muestran la personalidad de este caballero

  4. Florence Aguado | 9 julio, 2017 at 11:23 pm |

    Perón fue el primer populista de la Argentina, al menos elmás visible y descarado. Hubo otros intentos en la historia pero fueron leves al lado de lo que este sujeto hizo contra los argentinos. Hasta hoy se siguen pagando las consecuencias

  5. Adrián Perdomo | 10 julio, 2017 at 9:35 am |

    Aquí mientras la justicia siga desbordada e integrada por ineptos y delincuentes el país no saldrá adelante. Me pregunto de dónde salió Garabano quien le dio patente de jurista a un pobre tipo que encima segun lo que se supo recientemente habría llevado a su Ministerio a la ex Fiscal Falbo de la provincia de Buenos Aires donde fue echada por sus antecedentes. ¿Esto es razonable para un Ministro encima de un área tan delicada como la justicia?

    • carlos ernesto luna | 10 julio, 2017 at 10:28 am |

      En conexión con el mail anterior, recuerdo la pusilanimidad del gobierno cuando aceptó la renuncia de Oyharbide (no estoy seguro se escriba así), y encima Garavano lo recibió en su despacho y una foto oficial de esa reunión tuvo amplia difusión, como si se tratara de la salida de la magistratura de un juez probo y decente. Lo de Falbo no lo puedo creer, pero si nos situamos en el terreno de lo conspirativo pregunto: ¿se compró el silencio de Oyharbide a cambio de no ser destituido? ¿De ser cierto lo de Falbo, qué es lo que están comprando, cuanto sabe Falbo? Cuando ciertas acciones no tienen explicación plausible cualquier especulación es válida.

Comments are closed.