EDITORIAL: Serenidad, equilibrio, armonía, verdad, y razón. Tan lejos todos, de la Argentina

Que esta no se convierta en la única opción …

Al Portal le cuesta ser coherente con el título que lleva. Sin embargo hay que insistir, motorizando buenas ideas, publicarlas y exigir su cumplimiento

Hay en nuestro país, quienes de buena fe se disponen a hacer obras para crecer y salir adelante definitivamente, pero están los otros que se dedican a poner palos en la rueda, frenando todo y malogrando cualquier esfuerzo positivo.

El fenómeno tiene sus consecuencias visibles en cualquier vecindad del país. Los argentinos no viven nada bien. Porque si no matan en sus narices a un buen y responsable ciudadano para sacarle un teléfono celular, violan y también matan a una ingenua e inofensiva niña, y en todos los casos por culpa de jueces que dejan en libertad a los homicidas, y porque los fiscales nunca se oponen a esas descabelladas actitudes de parte de quienes, desde sus juzgados obtenidos por relaciones políticas irregulares, actúan con una discrecionalidad e irresponsabilidad, sin límites …

El desgano y agotamiento que provoca el estado de cosas descripto, viene creando situaciones sociales que no se manifestaban con la misma frecuencia, décadas atrás, cuando la Argentina, sin embargo, ya era un país que podía calificarse de “inviable”.

La modalidad ahora consistirá en irse del país. Se trata de jóvenes y no tan jóvenes –en estos últimos el caso no era tan común-, que quieren ir a vivir al exterior, buscando horizontes más previsibles y seguros.

Lo singular de este fenómeno, es que, al menos en casos conocidos por ENFOQUES POSITIVOS, entre quienes toman hoy esa decisión, están los que en 2015 amenazaban con hacerlo, si en las elecciones presidenciales de ese año hubiesen ganado los K con sus habituales acompañantes, de la peor calaña.

Los proyectos de emigración a corto plazo, y el conocimiento de casos en los que los mismos ya se han concretado, pudo conocerse con mayor claridad, a partir de la concentración del kirchnerismo, la izquierda y determinado sector del Sindicalismo, conocida como “21F”. Es decir, en esa demostración de poder que hubo a fines del mes anterior en Buenos Aires, la que contuvo a lo peor de la Política argentina, cuyos representantes atrasan casi ochenta años, y se han quedado empantanados con falsos “slogans” del peronismo.

No se dice aquí que el actual Gobierno nada bueno ha realizado, ni se oculta que lo recibido por Cambiemos, de parte del kirchnerismo, ha sido un verdadero desastre, una tragedia para el país, pero sí se afirma que cuestiones elementales que hubiesen servido para mostrar, de inicio nomás, una férrea voluntad de cambio, y una clara decisión al respecto, son todavía una deuda grande del macrismo hacia el pueblo.

Mucho de lo actuado hasta ahora por el Gobierno Nacional, ha mostrado debilidad y confusión. Desde la instalación del mismo, estas palabras han estado presentes en el Portal, repetidamente.

Es evidente que se trata de una cultura negativa muy arraigada, la que padece la Argentina, por algo es que fue tan fácil arrear como ganado a los concurrentes a la mencionada concentración popular, ya que antes se recordó a la misma. Todo ello seguirá siendo posible gracias a la ignorancia y la pobreza promovida precisamente por los dirigentes que organizaron el encuentro, que promueven la presencia de esas dos desgraciadas condiciones en la población local. Porque consiguiéndolas les es más fácil mantenerse en el poder para seguir robando.

Lo peor ahora es que a esos dañinos “slogans” del peronismo, hoy se suma otro, que encima  lamentablemente sí parece ajustarse a la realidad, y es el que dice: “Los argentinos no cambiarán jamás …”.

Todavía aquí, la situación no es tan grave como en Venezuela, país que está sufriendo un verdadero éxodo. Los argentinos tienen que rezar y trabajar aplicadamente, para salir de esta triste situación … Además, cuando se producen las masivas emigraciones de un país, los primeros en irse del mismo, son los mejores, los más dotados y audaces, los que poseen recursos y capacidad para desenvolverse adecuadamente en complicadas situaciones.

Hay un par de preguntas finales que pueden alimentar una interesante reflexión:

¿Cuánto tiempo más habría que esperar para poder reconocer signos que generen una nueva esperanza acerca del futuro en la Argentina …?. ¿Y cuáles deberían ser esas señales, y provenientes de qué lugar o sector de la ciudadanía …?.

He aquí pues, una nueva “tarea para el hogar …”.

5 Comments on "EDITORIAL: Serenidad, equilibrio, armonía, verdad, y razón. Tan lejos todos, de la Argentina"

  1. Willie Medina | 14 marzo, 2018 at 6:30 pm |

    Sí es cierto que siempre se van los mejores los que sueñan más los que imaginan bien y los que olfatean antes que el resto lo que se viene. Aquí puede suceder algo feo porque los K y la gentuza que han logrado juntar que es lo peor de lo peor no disminuirá su empeño por seguir teniendo el poder

  2. Sergio Almonacid | 14 marzo, 2018 at 9:00 pm |

    Conozco un par de casos en mi barrio que me extrañaron porque los creía macristas y me pregunto qué los llevó a irse ahora que no están mas los K

  3. Silvina Atencio | 15 marzo, 2018 at 12:26 pm |

    Es increíble tener que hablar de irse de la Argentina algo que vengo escuchando desde hace tantos años en un país tan rico no se puede entender si no fuera por la estupidez de la gente que tolera que le roben en la cara

  4. Juanjo Carril | 16 marzo, 2018 at 4:47 pm |

    Es duro todo lo que uno lee pero es una realidad palpable

  5. Liliana Iturbe | 17 marzo, 2018 at 11:22 pm |

    Es como que el gobierno de Macri ha defraudado mucho a a muchos de sus votantes de modo que si aparecierese una o más opciones que pudiensen probar que no son ppulistas, Macri tendrá que cuidarse en las próximas elecciones

Comments are closed.