Conclusiones y evidencias que dejan todavía más en ridículo los argumentos de los “zaffaronistas”

Marcela Dal Verme

Muestran la falta de cordura de los indebidamente llamados “Garantistas”. Un trabajo realizado por una destacada Psicoanalista

 

La Licenciada MARCELA DAL VERME elaboró un trabajo pleno de profundas reflexiones, acerca de las discusiones que han logrado instalar, en el ámbito del Derecho Penal, los seguidores del ex Juez integrante de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, EUGENIO ZAFFARONI, individuo éste, que supo ganar recientemente un cargo similar en la Corte Interamericana de Derechos Humanos, pese a las impugnaciones que se presentaron desde la Argentina, advirtiendo las falsedades impuestas por ZAFFARONI en sus presentaciones a nivel internacional, y los pésimos antecedentes morales que este presenta en la Argentina.

 

El trabajo de MARCELA DAL VERME que recientemente publicó el Diario digital INFOBAE de la Argentina, se titula “Si la peligrosidad no existe, estamos en peligro”, y dice en su parte central:

 

En Argentina, los jueces y los fiscales no pueden valorar si una persona, acusada de cometer un delito, es peligrosa para sí o para la sociedad, como paso previo a decidir si debe estar detenida o no durante el juicio. Lo que es habitual en sociedades más civilizadas acá no se puede. No importa si el autor de un delito fue atrapado in fraganti, si utilizó armas para cometer el hecho, si hirió a alguien o si en el pasado fue detenido veinte veces por hechos similares. Estos aspectos, que en cualquier lugar del mundo denotarían peligrosidad, entre nosotros desde hace unos años son un tema tabú que no se puede mencionar y mucho menos valorar. Si el delincuente está en situación de provocar algún daño a sí mismo o a sus semejantes, a nuestra Justicia no le importa.

El concepto de peligrosidad se desvirtuó entre nosotros a través de una maraña de normas y jurisprudencia dirigidas a que no haya castigo para el delincuente.”

 

Y más adelante dice esta nota, lo que de un modo contundente muestra con claridad las incoherencias de los Jueces y Fiscales locales:

 

“Mi tema no es el derecho, es la conducta humana. Pero resulta paradójico que mientras jueces y fiscales no pueden hablar de peligrosidad de un delincuente para fundamentar su detención preventiva, los psiquiatras y los psicólogos todos los días debemos decidir situaciones en las que la valoración de la peligrosidad de una persona es el eje central para saber si debe ser internada o no. La ley de salud mental 2011, en su artículo 20 dispone que la internación voluntaria “solo podrá realizarse cuando a criterio del equipo de salud mediare situación de riesgo cierto o inminente para sí o para terceros”. Ese riego alude incuestionablemente a una situación de peligro.

Si un profesional de la salud dice “peligroso”, es peligroso y así se debe nombrarlo para que la praxis no sea equívoca.”

Al Portal le pareció que estos conceptos merecen difundirse, y del mayor modo posible, para que la ciudadanía tome conciencia de quienes son los que hoy ocupan determinados Juzgados, y que deciden sobre la vida –sí, efectivamente sobre la vida también, porque los enormes errores que vienen cometiendo, se transforman en pérdida de vidas de terceros-, la honra, la libertad y hasta el patrimonio de las personas. Estos individuos, Jueces y Fiscales “zaffaronistas”, o “pseudogarantistas” o simplemente “abolicionistas del Derecho Penal”, no merecen estar en ese lugar, percibiendo enormes sueldos y gozando de también importantes privilegios y beneficios.

Ellos sí son verdaderamente peligrosos, indudablemente, estén donde estén, y mucho más, obviamente, si disponen desde sus cargos, quiénes son las personas que pueden permanecer en libertad, poniendo en riesgo la vida de terceros, tal como ya ha quedado en evidencia muchas veces en la Argentina.

FUENTE: ENFOQUES POSITIVOS

1 Comment en "Conclusiones y evidencias que dejan todavía más en ridículo los argumentos de los “zaffaronistas”"

  1. Muy de acuerdo con los conceptos vertidos en el artículo y creo que muchos menos asesinatos habrían ocurrido si se hubieran tomado los recaudos necesarios cuando se observan asia de violencia doméstica como mujeres y niños maltratados.Los violadores no pueden ser tratados como gente normal porque atacan a inocentes y sin. embargo tenemos sueltos violadores serialrs

Comments are closed.