A nadie conviene mantener una Policía que no haga prevención. Una pobre función, y además carísima

Jueces que Macri debería visitar para charlar sobre temas de actualidad. ¿Lo hace?. ¿Cuáles temas tocará entonces …?

Abandonó su misión más importante. Por ello es que los criminales hasta ahora siguen ganando

Mientras ENFOQUES POSITIVOS preparaba la confección de la presente nota, un lector conocedor de algunas novedades que se manifiestan en la materia que trata la misma, informó a esta Redacción que el Gobierno de la Ciudad está organizando una mayor actividad en su Policía con la finalidad de mejorar la muy mala imagen que ella tiene, en el presente año electoral. Lamentable es que deba esperarse a las elecciones para cumplir con el deber que jamás deberían haber abandonado. Hubo y habrá, muchos muertos mientras tanto, en especial los mismos Policías, por lo que los reproches a la autoridad deberán ser bien audibles, además de muy merecidos.

En los últimos días se publicaron críticas tanto del Presidente MACRI como del Jefe de Gobierno de la Ciudad, RODRÍGUEZ LARRETA, dirigidas a la Justicia en general y en especial a los jueces que practican el “buenismo” en perjuicio de la comunidad toda. Es absolutamente fundada esa queja, pero ninguno de los dos críticos nombrados hizo nada, desde hace más de tres años, para frenar la delincuencia, por lo que es más probable que se los pueda acusar de haberla favorecido. Contra los jueces reaccionaron tarde, muy tarde, pero aparece el otro aspecto que también los hace responsables a ambos funcionarios, cual es el temor que siempre han demostrado a ser considerados de “mano dura”, cuando para esa función fueron precisamente elegidos, para que lograran terminar con el crimen.

El Portal debería volverse a preguntar ahora, luego de tantas inquietudes expuestas en los últimos años:

¿A qué estrategias o caprichos obedecen los Jefes policiales cuando permiten un actuar tan relajado e inconveniente, de parte de su personal?. ¿Qué es eso de desaparecer de la vista de la ciudadanía, no encontrarse efectivos en la calle, nada más que cuando pasan raudamente con sus vehículos, en una actitud que obviamente no es de vigilancia y prevención, y tal vez sólo responda a la necesidad de que no se enfríe la pizza …?.

Hoy dicen, desde el Ministerio de Seguridad, que el índice de delincuencia ha disminuido. En esto pareciera que están emulando al kirchnerismo cuando en las Comisarías hasta persuadían a las víctimas para que no presentaran denuncias. No se escucha ahora acerca de este tipo de maniobras, pero de algún modo se pretenden bajar las estadísticas, como fuere. En especial cuando se acercan las elecciones. El Ministerio de Seguridad aplica mucha publicidad en todo esto, algo de lo cual es sospechado de ser armado, al menos en determinados renglones dentro de la inseguridad.

Si es en el conurbano profundo, la brutalidad está en su apogeo. Los delincuentes hacen lo que se les da la gana, y entre eso, matan con total naturalidad y sin sentido alguno. Los mismos Policías suelen ser las primeras víctimas.

Queda claramente a la vista que no hay una preparación muy atinada, a la hora de indagar acerca de las metodologías empleadas, el origen de los instructores, su grado de experiencia, y el control y cuidado del personal. Con sólo observar el displicente comportamiento de los efectivos, en los pocos casos en los que se los puede ver en la calle, en divertida tertulia junto a compañeros, aunque sus objetivos estén separados entre sí por centenares de metros. O lo más común, hablando por teléfonos corrientes, para evidentes cuestiones personales …

La conducción de la Seguridad muestra en casi todas las ocasiones improvisación e importante desconocimiento de la materia a su cargo. Con sólo recordar aquel loco episodio manifestado en Diciembre de 2017 en la Plaza del Congreso, donde los Jefes policiales obligaron a la tropa a concurrir al lugar desarmados. Ese día Dios era también argentino, porque no hubo allí una masacre, por un verdadero milagro. Los más peligrosos atacantes de aquel entonces, no han podido ser atrapados todavía.

Acaso pareciera que hasta desconocen en el Ministerio de Seguridad, las cuestiones más elementales en el tratamiento de la inseguridad, algo tan fácil de entender que hasta SERGIO MASSA lo comprendió al rescatar la Teoría de las Ventanas Rotas, cuyo éxito podría asegurarse también en la Argentina, pese a la complejidad política que aquí se manifiesta.

Hay muchísimos elementos y fácilmente aplicables en la Argentina para mejorar el tema de la Seguridad. Sigue sin entenderse a quiénes o a qué le temen en el Gobierno para no hacer lo que se debe, y así terminar con tantas muertes e impunidad. Los MACRI, RODRÍGUEZ LARRETA, BULLRICH (aún sigue sin responder esta última sobre la veracidad del acuerdo que se le atribuye haber obtenido con SERGIO BERNI –CARRIÓ dixit-), y VIDAL en la Provincia, deben hacerse responsables de la demora en frenar los homicidios cuyas víctimas son ciudadanos inocentes, y de concretar la prisión de los peores delincuentes que vaciaron el país.

Cuando especialmente MAURICIO MACRI habla de la imposibilidad de actuar ante la Justicia, que le crea la Constitución, da sólo una versión parcial de la situación. No se ajusta enteramente a la verdad. Y SAN  AGUSTÍN de HIPONA, decía que “Las verdades a medias son mentiras totales”. MACRI bien sabe que un Funcionario que esté limpio, y en especial si preside el país, puede hablar cara a cara con los Jueces más comprometidos con la corrupción y el delito, sin que nadie le pueda enrostrar que ataca la independencia judicial que garantiza el sistema republicano. Y mucho conoce este Presidente, acerca de esta situación, por vivirla personalmente en hechos personales de su vida y de las de sus familiares. No hay que engañarse

No en vano tanto se habla al respecto, entre quienes saben lo que realmente ocurre en Comodoro Py, lugar donde se manifiestan la mayor cantidad de “pisadas” de Expedientes judiciales, que involucran a los más importantes Funcionarios políticos del país.

Los argentinos no deberían esperar mejoras en la Seguridad, mientras la misma esté a cargo de sus actuales responsables. Y esto será así, por más necesidad de obtener logros en esa materia, que tenga el macrismo ahora, frente a las próximas elecciones …

 

4 Comments on "A nadie conviene mantener una Policía que no haga prevención. Una pobre función, y además carísima"

  1. RUBEN NEGRITTI | 8 febrero, 2019 at 12:55 pm |

    Es cierto que es costosa y siempre cuesta mucho mantener a gente que no sirve para nada. Lo más triste es que estos chicos y chicas terminan muriendo por falta de experiencia, entrenamiento y conciencia acerca del trabajo que les ha tocado. ¿Quién los instruye si han puesto a personas sin ningún conocimiento. No es el vicejefe de gobierno el que está a cargo de la seguridad en CABA. ¿Qué sabe ese pobre infeliz?

  2. Mariano Valle | 8 febrero, 2019 at 3:50 pm |

    Nadie se cree que estmos mejor porque con solo leer el diario nos enteramos de un nuevo crimen cada día o un femicilio o un robo de motochorros, entraderas y todo lo demás. Si no hay policias en lacalle y los pocos que hay ni les enseñaron a caminar y a ser corteses con la gente estamos en el horno

  3. Adalberto Perrone | 8 febrero, 2019 at 7:14 pm |

    Comparto el punto de vista de Rubén cuando habla de que la gente que no sirve para nada termina siendo muy cara. Aquí tendríamos según Elisa Carrió un arreglo con Berni para que quedase la gente del kirchnerismo también en las Fuerzas de Seguridad. Es decir, están en todas partes, y eso se lo debemos a Macri y a Rodríguez Larreta y a la Vidal en la provincia. Todos ellos defeccionaron por no decir defecaron a la población, le mintieron, a todos los sectores, a los únicos que respetan es a los K y a los zurdos y a los delincuentes que es como decir la misma cosa.Una verguenza total y no merecen ser votados nuevamente sino “botados”

  4. PEDRO CINGOLANI | 8 febrero, 2019 at 10:59 pm |

    Esos jueces que aparecen en la fotografía de la nota y unos cuantos más, van a terminar como Rodríguez. Y bien merecido que sería que los echaran sin dejarlos jubilar para que no les tengamos que seguir pagando. Y además, inmediatamente, iniciarles acción penal

Comments are closed.