A más de 4 años de la ilegal ocupación rusa de Crimea, entrevista con el Embajador de Ucrania en la Argentina

Una vista de Sebastópol

Otro caso que evidencia la nunca perdida vocación transgresora del Derecho Internacional, propia de Rusia

A fines de Marzo último, se cumplieron 4 años de la ocupación ilícita de Crimea, por parte de la Federación de Rusia. La ocasión sirvió de marco para la presentación del señor Embajador de Ucrania en la Argentina, YURII DIUDIN, que hizo días atrás el Consejo Argentino para las Relaciones Internacionales (CARI). DIUDIN es conocido por los lectores de ENFOQUES POSITIVOS, por algunas entrevistas que el Portal le realizara en los últimos años. Este Diplomático extranjero mostró, en cada una de esas ocasiones, sus marcadas cualidades de patriotismo y preparación profesional.

Las que siguen son las respuestas dadas por el aludido Embajador, a ENFOQUES POSITIVOS:

Como recordatorio para nuestros lectores, le pedimos que inicialmente nos brinde un panorama a grandes rasgos, acerca de la situación que hoy vive Ucrania, tras la ilegítima e ilegal ocupación que impuso Rusia en su territorio:

“Durante los últimos cuatro años tanto Ucrania, como toda la Europa, viven bajo las condiciones de la guerra con Rusia. Y es una de las peores guerras posibles – tanto por el hecho de no ser declarada, como por su carácter híbrido, donde el adversario usa todos los medios a su alcance para socavar los principios básicos del derecho internacional y de los derechos humanos. La ocupación ilícita de la península Crimea en Febrero de 2014; el posterior despliegue de las tropas rusas en el este de Ucrania que continua desde Mayo de 2014 para respaldar a sus títeres separatistas, el derribo del avión de Malasian Airlines MH17 en Julio de 2014, los sistemáticos bombardeos con armas pesadas rusas de las aldeas ucranianas, centenas de ucranianos perseguidos por razones políticas en el territorio ocupado de Crimea y en Rusia, más de 10 mil muertos en Ucrania, 1 millón 800 mil desplazados internos –, son apenas algunas de las consecuencias de las acciones rusas en Ucrania.

Como resultado, los territorios ucranianos temporalmente ocupados por Rusia – hablo de Crimea y algunas áreas de las regiones de Donetsk y Luhansk en el este de mí país –, se han convertido en zonas de ausencia de la justicia y de los derechos humanos. Así, nadie sabe a ciencia cierta lo que está pasando en Crimea, por falta de una presencia internacional permanente para asegurar, por lo mínimo, el monitoreo de la observación de los derechos humanos. Al mismo tiempo, tomando en cuenta los datos de los servicios especiales, así como los testimonios de las organizaciones no gubernamentales y habitantes de la península, vemos una fuerte militarización allí, que ya ha cambiado la balanza de la seguridad en la región. Esto complica la situación de seguridad en Europa en general y los esfuerzos internacionales dirigidos a la desocupación de la península.

La región del Donbás en el Este de Ucrania sigue siendo otro punto candente en el conflicto que nos opone a Rusia. Desde la autoproclamación de las llamadas “repúblicas” separatistas de Donetsk y Luhansk, cuyos líderes no son más que títeres implantados por Moscú que se mantienen en el poder gracias al apoyo financiero, logístico y militar de Rusia, que no abandonamos los esfuerzos para recuperar dichos territorios y devolverlos bajo la jurisdicción del Estado Ucraniano. Lamentablemente, a pesar de los continuos intentos de Ucrania, apoyada por nuestros socios internacionales en diferentes formatos, de poner fin al conflicto en el Donbás, el mismo todavía está lejos de ser arreglado, por la única razón de que Moscú no está mínimamente interesada en su arreglo, en cumplir su parte de los acuerdos de Minsk, firmados por su representante, y hacerlos cumplir a su administración de ocupación”.

En cuanto a esa ilegalidad manifestada, de parte de Rusia, ¿Cuáles han sido las respuestas que hasta la fecha han brindado los organismos internacionales?:

“Además de numerosas resoluciones de tales organizaciones europeas como la OSCE y el Consejo de Europa y de sus asambleas parlamentarias, donde Rusia está nombrada directamente como agresor y estado ocupante, los más importantes documentos internacionales que fueron aprobados sobre el tema son las resoluciones de la Asamblea General de la ONU “Situación de los Derechos Humanos en la República Autónoma de Crimea y la ciudad de Sebastópol (Ucrania)” adoptadas consecutivamente en Diciembre de 2016 y 2017. Estos documentos contienen definiciones claras y precisas sobre el estatus de Crimea y de la ciudad de Sebastópol como parte del territorio de Ucrania, condenan la ocupación temporal de la península de Crimea por la Federación de Rusia y no reconocen la tentativa de su anexión por parte del estado-ocupante.

En la Corte Internacional de Justicia de la ONU el año pasado presentamos la demanda formal contra Rusia por el hecho de violar dos documentos internacionales de los que ambos países son partes: el Convenio Internacional para la Represión de la Financiación del Terrorismo (1999) – en lo que se refiere al apoyo ruso de los terroristas en el este de Ucrania, y la Convención internacional por la eliminación de todas las formas de discriminación racial (1965) –, en lo que se refiere a su política de ocupación en Crimea. Ahora estamos en el proceso de la presentación de las pruebas, pero la Corte ya adoptó una decisión calificativa a nuestro favor. Y es el camino que seguimos, camino de la justicia internacional para que nadie tenga dudas en la legalidad y legitimidad de nuestras acciones”.

Y la pregunta complementaria de la anterior apunta a conocer cuál es la situación que Ucrania imagina en un futuro a corto plazo, siempre en relación al actual conflicto?:

“En relación al actual conflicto, el momento clave para nosotros por ahora es convencer al Consejo de Seguridad de la ONU de tomar la decisión sobre el despliegue de una misión de paz en el Este de Ucrania. Creemos que solo de este modo podremos establecer una paz duradera en el Donbás y resolver pacíficamente el conflicto ruso-ucraniano, con el respeto de la soberanía y la integridad territorial de Ucrania dentro de sus fronteras internacionalmente reconocidas.

Sin embargo, aun viviendo bajo las condiciones de la guerra con Rusia, seguimos avanzando en desarrollar nuestro país económicamente. Llevamos a cabo reformas en todas las esferas de la vida social, aspiramos a hacerse un miembro pleno de la Unión Europea y la OTAN. Es donde nos vemos Ucrania en un futuro – en la Europa comunitaria”.

Al margen de los resultados obtenidos ante los organismos internacionales, ¿Qué tipo de actitudes muestran ante el caso, los países más importantes del mundo?:

“Ellos nos apoyan completamente en nuestros esfuerzos. Otra respuesta de la comunidad internacional a la ocupación ilícita de Crimea es la introducción de las sanciones económicas contra las personas físicas y jurídicas rusas, que han sido relacionados con la ocupación. Más de 40 países del mundo las han introducido, entre los cuales la UE, los EEUU, Japón, Noruega, Suiza, Australia, Nueva Zelanda, para mencionar algunos. Consideramos esas sanciones, que les cuestan bastante caro a los propios países que los aplican, no como un castigo contra el pueblo ruso sino como una herramienta para obligar a Moscú a retornar al cauce del derecho internacional, a hacer a las autoridades rusas cumplir con sus compromisos bajo los acuerdos bilaterales y multilaterales”.

En esta situación, cuando Ucrania y otros países imponen sanciones contra los que están relacionados con la ocupación de Crimea y no reconocen la tentativa de anexión de la península, ¿Cuál es el régimen de negocios en el territorio ocupado? ¿Es posible viajar o negociar legalmente con entidades en Crimea?:

“Al respecto, hay que recordar que cualquier visita a la República Autónoma de Crimea sin cumplimiento de los requisitos del régimen especial de ingreso a los territorios temporalmente ocupados de Ucrania es violación del Derecho Internacional y de la legislación nacional ucraniano. En la esfera de negocios todo acto – sea un contrato, un memorándum de entendimiento, un convenio de hermanamiento entre ciudades, o un acuerdo de cooperación entre administraciones locales –, que se realice con las autoridades ilegítimas creadas en el territorio temporalmente ocupado de Ucrania en contravención de lo dispuesto por la Ley de Ucrania “Sobre las garantías de los derechos y libertades de los ciudadanos en el territorio temporalmente ocupado de Ucrania” del 15 de Abril de 2014, será nulo desde el momento de su celebración.

Por lo tanto, aprovecho esa ocasión para poner en conocimiento de todos los ciudadanos argentinos, que las visitas a la República Autónoma de Crimea y a la ciudad de Sebastópol, sin cumplimiento de las disposiciones de la legislación de Ucrania pueden acarrear consecuencias políticas y legales: las personas que lleven a cabo o promuevan tales actos ilegítimos en los territorios temporalmente ocupados de Ucrania podrán ser sujetos a respectivas medidas restrictivas, en particular la prohibición de entrada en el territorio de Ucrania, mientras que sus acciones serán consideradas como una expresión del apoyo consciente de la agresión de la Federación de Rusia contra Ucrania y la aprobación de la política del Kremlin dirigida a la opresión de los derechos humanos en la península ocupada”.

2 Comments on "A más de 4 años de la ilegal ocupación rusa de Crimea, entrevista con el Embajador de Ucrania en la Argentina"

  1. Patricia Sunter | 13 abril, 2018 at 5:04 pm | Responder

    Mucha gente se creyó que con la caída del muro desaparecería el comunismo y cómo se equivocaron y recuerdo algunas discusiones que por entonces tuve. Cuanta ingenuidad es no conocer a la gente con odio y resentimiento. Es con educación que se puede salir de cosas así abriéndoles la cabeza a la gente y poniéndoles la realidad más a la vista

  2. Rusia invade países vecinos que buscan una vida digna y en libertad y además se asocia o ayuda a otros que son también como lo es Rusa totalitarios y atacantes de los derechos humanos. ¿Nada pueden hacer los demás países organizados, la ONU u otros organismos internacionales?

Leave a comment

Your email address will not be published.


*


14 − 6 =